sábado, 29 de abril de 2017

LLORA LA BOCA

En medio de esos años nefastos , no todas fueron malas , hubo noches de gloria entre 1967 y 1975 , que por circunstancias ajenas a veces o debilidades propias no se plasmaron en títulos. Una de esas noches que todo hincha de RIVER recuerda , es sin dudas ,  la del 30 de abril de 1970 , en la bombonera , cuando los dos clubes mas importantes del país dirimieron el pase a semis de la Libertadores.
En esa época , eran grupos clasificatorios desgastantes , y el que era campeón se sumaba directamente a semifinales , lo que posibilitaba , largos reinados como los de Estudiantes 68/70 o Independiente 72/75. Pero esa es otra historia , esa noche , River estaba ante la gran chance de amargar a boca en su cancha , como pocas veces sucedería en la historia ( de hecho debimos esperar a 2015 y la aciaga noche del gas pimienta) para lograr algo semejante. Épocas donde la hinchada visitante copaba las dos bandejas y parte de las plateas de la bombonera ( cosas que van quedando lejos en el tiempo) , el equipo de Labruna , llegaba con la ventaja de haber vencido en el Monumental con gol de Carlos "Chamaco" Rodríguez , 1-0 y haber superado sin problemas al otro integrante del grupo el gran Universitario de Lima de Chumpitaz y Challe entre otros grandes. Boca , que venía de ser campeón en el Nacional en aquel empate en cancha de River , jugando un buen futbol , ya no contaba con Di Stefano en el  banco , por lo que se había transformado en un equipo mas guerrero , mientras River seguía de la mano de Labruna jugando un fútbol mas vistoso de la mano de sus figuras , Daniel Onega y Oscar Mas,
Ese jueves a la noche , todos estaban convencidos de que no iban a ver un gran partido , la urgencia de boca y el deseo de River de especular con la ventaja , hacían obvio que iba a ser una noche de copa de las de esa época. No ayudaba como siempre el nefasto payaso que boca tuvo de presidente , Alberto J. Armando , calentando la previa con declaraciones en la prensa , acusando a Labruna de anti argentino por decir en un reportaje que deseaba q boca quede afuera con Universitario si no pasaba River.... Labruna se mataba de risa e ingresó a la cancha de boca , como si fuera el patio de su casa , sacando pecho...y mirando a la 12 con aire sobrador.
El partido empezó con boca echo una tromba , River no podía controlar a los volantes boquenses que al minuto , tuvieron una gran chance de gol en los pies de Madurga. Con el correr de los minutos , el murmullo empezó a apoderarse de la tribuna bostera , y River se asentó desde la seguridad de su dupla central , el Zurdo López y Laraignee mas la labor de Chamaco Rodríguez y Recio anulando a savoy y Madurga , los generadores del futbol de boca. , aislando al famoso "Rojitas". Sobre el final un cabezazo de savoy hizo temblar el arco millonario .
Terminado el 1er tiempo , Labruna se fue tranquilo a los vestuarios pese a que River no había tenido ninguna clara para acercarse al arco de boca. Apenas iniciado el 2d tiempo un violento foul de Nicolau deja fuera de partido a Pinino Mas , ingresando Minitti que juega su mejor partido con la camiseta millonaria en esos 40 minutos. Los minutos pasaban y boca chocaba ante su inoperancia y la solvencia de la defensa de River. Los xeneizes iban e iban...tuvo otra chance con un tiro libre de Larrosa que dio en el travesaño y en una gran atajada de Perico Pèrez ante Rojas.
Se viene el gol de Daniel Onega en la boca.
Pero iba a a llegar el minuto cumbre de la noche para River , iban 65 de partido , cuando sale un pelotazo desde el fondo de Pipo Ferreiro , Nicolau , ve que la pelota lo va a sobrar e intenta un manotazo , con la mala suerte que le queda a Daniel Onega , el  arbitro , Barreiro , (en un acierto a favor entre tantas en contra en su carrera ) ; da ley de ventaja , Tito Onega se va solo y la boca enmudece , Roma sale desesperado , en el momento de controlar la pelota , la acomoda con la mano de Dios... ( una vez la suerte nos sonrió) , cosa que no ve Barreiro , ante un mal pique , ya controlada con Roma caminando de revés la coloca junto a un palo y desata la euforia loca de los 6000  hinchas de River que copaban las tribunas , las protestas fueron tibias , mientras Angelito se abrazaba con todo su cuerpo técnico y festejaba como pocas veces , el pleno. River se ponía 1-0 en su primer llegada a fondo. Minutos mas tarde se iban expulsados Chamaco Rodríguez y Madurga después de un encontronazo. Boca se desesperó , nublado solo se limitó a tirar centros que la defensa de River rechazaba  y Perico se hacía gigante desviando un cabezazo de Savoy y una entrada de Rojas ,   hasta que faltando 8 minutos , Rojitas llego al empate que igual no le servía aprovechando un mal despeje de la defensa, ya que solo un triunfo haría que boca gozara de un desempate. Los últimos minutos fueron de  impotencia para boca , en las tribunas un grupo de hinchas empezó a quemar papeles y butacas , el humo invadió el sector de la cancha como forma de protesta ,,,,en la tribuna del Riachuelo 5000 , 6000 locos gritaban a mas no poder .
la gente de boca expresa su disconformidad prendiendo fuego papeles
en la tribuna....se quema , se quema...
El silbato final desató la euforia , Labruna corrió a abrazar a Onega , como si fuera uno de sus tantos goles , la bombonera se vació en minutos , pero la tribuna millonaria permaneció mas de media hora festejando , la clasificación y la eliminación de su rival , hasta que la policía dijo basta. Entonces una procesión enfiló desde la boca a Núñez copando todos los medios de transporte , viviendo un carnaval como hacía años no disfrutaba en territorio enemigo.
los festejos de la hinchada a la salida de la boca.
Labruna vivía su gran noche como DT , jugando un partido inteligente , con ayuda de la fortuna y una mano "invisible" en el gol.
RIVER era semifinalista , lo esperaba estudiantes de La Plata descansado pero eso es otra historia y no de las buenas.
Esa noche , River festejó una clasificación como si fuera un campeonato , y si ; eliminar a boca de una Copa Libertadores es un campeonato.
los festejos en la cancha de Labruna y sus gladiadores.
Para finalizar , los 11 de esa noche de júbilo ; en RIVER: PEREZ, FERREIRO , LOPEZ , LARAIGNEE Y DOMINICHI; RECIO , CARLOS RODRIGUEZ, DANIEL ONEGA; TREBUCQ , NESTOR SCOTTA Y MAS: Ingreso MINITTI y MORCILLO.
boca: Roma , Suñe ,Nicolau , Roberto Rogel , Marzolini; Madurga , Savoy , Orlando Medina , Larrosa; Ángel Rojas , Ponce. Entró Coch.
Arbitro :Roberto Barreiro.
Los 11 leones que domaron la bombonera eliminando a boca de la Copa Libertadores 1970

1 comentario:


  1. "Otro Superclásico que siempre tengo presente es el que empatamos 1 a 1 en cancha de Boca y los eliminamos de la Copa Libertadores, fueron las semifinales del ’70. Habíamos ganado 1 a 0 en el Monumental. El gol lo hice yo y me la llevé con la mano, empató Rojitas faltando diez minutos. Pocas veces vi festejar tanto a la hinchada de River. El micro fue a paso de hombre desde La Boca hasta la cancha de River. ¡Labruna festejaba en forma delirante! Estoy seguro de que el hincha riverplatense no olvidará jamás ese partido.
    El gol llegó por una pelota larga, entre los dos centrales de ellos, que eran Nicolau y Rogel. El balón me quedó alto y lo bajé con la mano. El linesman no la vio porque lo tapaba Nicolau. La jugada se produjo en el arco de la tribuna popular, cerca de túnel de Boca. Roma salió corriendo y la toqué hacia un costado. De reojo miré al línea y cuando vi que fue corriendo hacia la mitad de la cancha, lo grité con toda mi alma. La hinchada popular de Boca vio todo lo que pasó y me querían matar. Los mayores insultos fueron para el juez de línea, para el árbitro Roberto Barreiro y –por supuesto– para mí. Fue una puñalada por la espalda de los bosteros, tenían un veneno tremendo. ¿Te imaginás lo que significa haber quedado afuera y por un gol con la mano? ¡Estaban destruidos! La guerra era contra Barreiro por no haberlo visto. Yo era el capitán del equipo, y en todos los reportajes dije que no había sido con la mano. ¡Se habló como un mes del tema!
    Al poco tiempo nos volvió a dirigir Barreiro. Cuando estábamos haciendo el sorteo me dijo:
    –El día que larguemos esta profesión vamos a ir a cenar, tengo que sacarme una duda.
    –Roberto, usted habrá escuchado lo que yo declaré…
    –No me diga nada ahora, en su momento lo vamos a conversar.
    Pasaron los años y una vez nos encontramos en la calle. Desde la vereda de enfrente le grité: “Me debe una comida”.
    Nunca pudimos encontrarnos y aclarar las cosas." ( Anécdotas del Superclásico Daniel Onega)

    ResponderEliminar